El espíritu emprendedor
7 abril, 2016
El consejo de hoy: Controlar los gastos fijos
8 abril, 2016
Mostrar todo

El consejo de hoy: Sácale partido al pranchar

Si vamos a planchar ropa ya seca, dejémosla unos minutos cerca del radiador y el calor que absorba servirá para que la tela esté más blandita y las arrugas desaparezcan fácilmente. Así lograremos que el tiempo de planchado se reduzca, con lo que también acabaremos antes de hacerlo, y nos será más fácil lograr buenos resultados. Además, no olvidemos mantener los radiadores limpios, pues la suciedad no deja que el calor fluya. Y, por último, también podemos hacerlo a la inversa, aprovechando la ropa casi seca, pero todavía ligeramente humedecida para que un ligero planchado baste para acabar con todas las arrugas de forma rápida.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.